jueves, 02 de enero de 2020
Documentación Venta
El Parte, Hoja o Registro de Visita. ¿Qué es y para que sirve?

La hoja de visita inmobiliaria es uno de los documentos de intermediación inmobiliaria más importantes. Este documento no es un compromiso de compra, ni obliga al visitante a nada, simplemente sirve para que el Asesor Inmobiliario pueda llevar un control del trabajo que realiza con su cliente y pueda ser más eficaz.


         El Parte, Hoja o Registro de Visita es un sencillo documento que sirve exclusivamente a los efectos de identificar y hacer constar qué personas han visitado un inmueble, con el objetivo de cumplir unos mínimos requisitos sobre seguridad y privacidad, ante los propietarios, así como para justificar ante nuestros clientes la gestión realizada, en cumplimiento de las condiciones estipuladas en nuestro encargo o autorización de venta/alquiler vigente.

       El contenido de este parte de visita debe ser el siguiente:

  • La identificación del inmueble.
  • La identificación de todos los visitantes, con sus datos identificativos y NIF o pasaporte.
  • La identificación de la agencia inmobiliaria.
  • El compromiso por parte del visitante de no pretender adquirir por título de compraventa o arrendamiento, el inmueble directamente de la propiedad, a espaldas de la agencia inmobiliaria.
  • La manifestación expresa de que es la primera vez que visite el inmueble que se identifica en el parte de control de visita.
  • La firma del agente inmobiliario, el visitante y la propiedad.

         Respecto a la firma del agente inmobiliario, el visitante y la propiedad, hemos de señalar que la firma del visitante demuestra haber acudido a la visita. Por otra parte la firma de la propiedad, demuestra que el encargo de venta o alquiler estaba vigente, y que en ese momento conoció al visitante gracias intermediación de la agencia inmobiliaria.

          En cuanto a la identificación del inmueble, aunque parezca obvio, ha de figurar lo más correctamente identificado con la calle, piso, puerta y letra.

          En definitiva, el parte de visitas no es considerado un documento amenazante, ni mucho menos condicionante, es meramente informativo como parte habitual de sus procesos legales de formalización .